-

InicioNoticiasPerrita mayor desaparecida durante dos meses sobrevivió en una...

Perrita mayor desaparecida durante dos meses sobrevivió en una profunda y oscura cueva

Abby había desaparecido a inicios de junio, y dos meses después estaba siendo rescatada de una cueva a una profundidad de 150 metros

Abby, una perrita de 13 años, cruce de sabueso y caniche, escapó de casa junto a Summer, el otro perro de la familia, a principios de junio. Solo Summer volvió, pero no se sabía qué había pasado con Abby.

La familia de Abby vive en el área rural cerca de Perryville, en el este de Missouri, donde era algo común ver a los perros salir a explorar y corretear por los campos. Jugaban un rato y regresaban, pero esta vez eso no pasó.

Jeff Bohnert se preocupó por su perrita mayor y publicó en Facebook su desaparición, se acercó a los vecinos y fue a la estación de policía, pero nadie sabía nada acerca de Abby. Los días y semanas pasaron, y sus esperanzas se empezaron a desvanecer.

Perrita mayor desaparecida es encontrada en lo profundo de una cueva

Abby encontrada en la cueva
Gerry Keene (AP)

El hombre dijo a The Washington Post que Abby nunca se separa de Summer.

Él dijo:

«Solo un perro llegó a casa. Se relaciona muy de cerca con Summer, así que supe que definitivamente algo andaba mal cuando ella no regresó. Fue triste saber que ella estaba desaparecida».

Dos meses después, el 6 de agosto, Gerry Keene, quien se encontraba en un viaje de exploración de cuevas en Missouri, con un pequeño grupo de personas que incluía varios niños, notó en lo profundo de una cueva a la delgada perrita, con el pelaje enmarañado, que se había acurrucado en una losa de roca fría, demasiado débil para mover la cola o producir sonido alguno.

Abby en la bolsa
Rick Haley

La perrita se encontraba a 150 metros bajo tierra, y no se sabía cuánto tiempo había estado atrapada allí abajo.

Aunque Gerry se había encontrado algunas criaturas en sus viajes bajo tierra, como peces y anfibios, lo que nunca imaginó encontrar era un perro.

Él dijo, según The Washington Post:

“Nos dimos cuenta de que sería difícil sacarla porque estaba demasiado débil para caminar”.

Abby rescatada
Rick Haley

Gerry le tomó una foto a la perrita con el fin de encontrar a la familia, les mostró a los habitantes cerca del área, para saber si alguien la conocía.

Mientras, Rick Haley, un asistente del jefe de bomberos y entusiasta de la espeleología, con 30 años de experiencia, quien se encontraba cerca del lugar y escuchó que había un perro dentro de la cueva que necesitaba ser rescatado, se ofreció para aventurarse de nuevo en la oscuridad con Gerry y ayudar.

Abby saliendo
Rick Haley

Rick dijo:

“No se sabe cuánto tiempo estuvo allí, pero sabíamos que teníamos que sacarla. Si no la sacábamos, moriría allí. Sería una dura subida vertical para sacarla. Pero estábamos preparados para ello”.

Ellos sabían que solo había una manera de sacar a la débil perrita del lugar, y era volver a bajar y cargarla. Ella no tendría las fuerzas para moverse por sí misma tantos metros y por cavidades tan estrechas.

Garry y Rick junto a Abby
Rick Haley

Uno de los residentes reconoció a Abby, la perrita de un vecino que había desaparecido el 9 de junio. Ahora, la motivación de estos hombres para sacar a Abby de la cueva había crecido, ya que había una familia que la esperaba en casa.

Los hombres consiguieron una bolsa de lona y pusieron a Abby dentro, para sacarla de nuevo a la superficie, pero no sería una tarea fácil. Luego de pasar por espacios reducidos, por medio de túneles estrechos, la perrita iba relajada, tal vez porque sabía que estaba siendo rescatada.

Abby fuera de la cueva
Rick Haley

Les tomó una hora sacar a Abby de la cueva, y una vez en la superficie, su agradecido dueño se apresuró a buscarla para llevarla a casa. Dijo que un vecino lo había alertado sobre la foto tomada por Gerry.

El hombre estaba completamente sorprendido luego de saber dónde habían encontrado a Abby y a tal profundidad.

Jeff Bohnert y Abby
The Washington Post

Se le notaba muy débil, pero gracias al agua que había en la cueva, Abby pudo sobrevivir. Su familia le dio un baño, y la alimentó poco a poco para acostumbrar su estómago de nuevo a los alimentos, y aunque todavía no está del todo fuerte, la perrita se ha estado recuperando satisfactoriamente.

Abby incluso ya está adaptándose de nuevo a todo, eso incluye salir a dar paseos cortos con Summer, y Fuzzy, el gato de la familia, y parece feliz de reunirse de nuevo con ellos.

La familia está muy agradecida con Gerry y Rick, por todo lo que hicieron por Abby, y ellos también se sienten muy felices de haber estado allí para ayudar.

Abby y sus hermanos
The Washington Post

No se sabe en realidad qué pasó ese día en que Abby desapareció, se especula que tal vez pudo haber perseguido a algún animal dentro de la cueva, o haber sido arrastrada repentinamente por alguna inundación, pero lo cierto es que la familia ahora solo quiere recuperar el tiempo perdido junto a Abby, y estarán más alertas de que la traviesa perrita mayor no vuelva a verse involucrada en otro incidente.

Publicidad

Popular esta semanaPOPULAR
Recomendado para ti

Mapache forma la amistad más dulce con un ciervo que perdió a su madre

Este adorable mapache de un refugio forma la amistad más dulce con un ciervo que perdió a su madre y ahora son los mejores amigos

Perro de un refugio recibe la despedida más dulce cuando finalmente es adoptado

Este encantador perro de un refugio recibe la despedida más dulce y emotiva cuando finalmente es adoptado por una familia

También te puede gustarPOPULAR
Recomendado para ti

Mapache forma la amistad más dulce con un ciervo que perdió a su madre

Este adorable mapache de un refugio forma la amistad más dulce con un ciervo que perdió a su madre y ahora son los mejores amigos

4000 beagles criados para experimentos han sido rescatados y necesitan otra oportunidad

Estos 4000 beagles criados para experimentos han sido finalmente rescatados y necesitan otra oportunidad para iniciar una nueva vida

Este autobús escolar para perros recoge a los perritos todos los días y los lleva a la guardería

Este autobús escolar para perros recoge a los perritos todos los días y los lleva a la guardería cada día y luego los regresa a sus hogares