Repartidor de UPS ve una extraña mancha oscura en medio de un estanque y actúa rápido

Ryan Arens es un repartidor de UPS con un gran corazón. Él estaba trabajando cuando se encontró con una perrita en apuros en la mitad de un estanque y no dudó ni un segundo en hacer todo lo posible por salvarla.

Repartidor ve una extraña mancha oscura en medio de un estanque

Ryan Arens, es un repartidor de UPS que se llevó una gran sorpresa pocas semanas antes de navidad tras encontrase trabajando en Bozeman, Montana. Este hombre parecía estar teniendo un día normal hasta que escuchó un extraño ruido y vio una mancha oscura en medio de un estanque.

Ryan dijo a The Dodo:

“Fue como una especie de grito de ayuda. pero realmente no podía ver lo que estaba pasando”.

Él decidió dar vueltas alrededor del estanque desde su camión y fue allí donde vio que algo flotaba en el centro de una fina capa de hielo.

Ryan dijo:

“Salí de mi camión y luego vi a una perrita en el estanque”.

Aunque la temperatura no era la más fría, sabía que no era nada bueno que ella estuviese nadando en ese clima.

Estanque
Ryan Arens

Ryan dijo:

“Entonces vi que ella se aferraba al hielo”.

Él volvió a escuchar el extraño sonido del perro como si estuviese implorando ayuda.

Ryan dijo:

“Mi corazón latía con fuerza. Me asusté un poco y me puse nervioso al pensar que probablemente iba a hacer algo estúpido”.

Algunas personas se reunieron para ver qué sucedía, y un hombre mayor estaba intentando acercarse a la perrita para rescatarla en un bote de remos.

mancha oscura
Ryan Arens

Ryan dijo:

“Me desvestí y me quedé en calzoncillos, me quité el uniforme, la gorra, todo, y dejé mis calcetines para saber qué tan filoso podía ser el hielo”.

Repartidor salva a una perrita de estanque congelado

Este valiente hombre decidió subir al bote y trató de distribuir su peso para que el hielo no se rompiera.

Ryan dijo:

“Ahora podía ver a través del hielo porque estaba muy delgado, y podía ver que tres cuartas partes del cuerpo del perro estaban debajo del agua, solo que tenía la cabeza levantada y fuera del agua”.

Ryan logró salir del bote sujetándolo con una mano para alcanzar al perro con la otra.

“Mi mayor temor era caer a través del hielo y no poder salir”.

Como era de esperarse, el hielo se rompió.

Sadie
Ryan Arens

Ryan dijo:

“Bajé, y en ese momento, simplemente nadé hacia el perro y agarré su collar, gracias a Dios que tenía un collar, y nadé hasta el hielo”.

Este héroe puso al perro a salvo en el bote y lo llevó hacia la orilla.

Ryan dijo:

“Una señora que estaba allí me entregó una manta y la envolví alrededor del perro”.

La perrita no podía levantarse porque el frío hizo que sus patas se adormecieran, ella parecía estar en Shock. Los vecinos reunidos en el lugar decidieron llevarla a la casa de uno de ellos para darle calor.

Ryan dijo:

“Uno de los vecinos tenía una estufa de leña encendida y fuimos a calentarnos. Entró en el baño y consiguió que saliera agua caliente, yo la llevé allí, y me arrodillé, sosteniéndola para que él pudiera poner el agua caliente en su vientre”.

El hombre que le dio posada a la perrita era un veterinario así que sabía cómo actuar en estos casos. Si Ryan no la hubiese rescatado a tiempo, ella hubiese tenido un ataque al corazón.

Mientras todo esto ocurría, el padre de la perrita llamada Sadie se encontraba buscándola por todas partes, pues él vivía a una pocas cuadras y ella estaba jugando con el perro de un vecino, pero salió corriendo y nunca regresó.

Ryan dijo:

“Había señuelos de pato flotando en el estanque y supongo que tenía curiosidad por ellos y así fue como se metió en la situación”.

Cuando el padre de Sadie escuchó que estaba a salvo en una casa, no dudó en ir por ella y sintió un gran alivio al saber que estaba a salvo gracias a Ryan.

Perrita rescatada
Ryan Arens

Ryan utilizó un cambio de ropa que guardaba en su caminoneta y siguió su camino.

Él dijo:

“Mis piernas estaban todas raspadas del hielo y mis pies estaban cortados incluso a través de mis calcetines, pero me puse el uniforme y seguí mi ruta. Tenía unas 20 paradas más”.

Al día siguiente, Ryan se encontraba trabajando de nuevo, y se encontró con una casa cerca de donde había rescatado a la perrita. Él notó que un hombre se dirigía a su camioneta junto a un perro que para su sorpresa era Sadie.

Ryan dijo:

“Ella estaba en su vehículo y me vio venir por el camino y se volvió loca. El hombre dijo: ‘Muchas gracias, nunca tuve la oportunidad de agradecerte’. Y luego dijo: ‘¿Te gustaría conocer a Sadie?’ Y dije: ‘Me encantaría conocer a Sadie'”.

Así fue como Ryan logró tomarse una hermosa foto con Sadie, que pasó de ser una extraña mancha oscura en un estanque a ser una nueva amiga que recordará por el resto de su vida.

Arens y sadie
Ryan Arens

Este hombre ha trabajado para UPS durante más de una década y le encanta encontrarse con perritos en su ruta. Aunque a Sadie la conoció de una manera trágica, él no se arrepiente en absoluto.

Ryan dijo:

“Lo haría de nuevo en un abrir y cerrar de ojos. Amo los animales”.

Visita también:

Caza deportiva de animales es prohibida por la Corte Constitucional en Colombia

Perrito feliz y amigable es sacrificado por la forma en que se ve, debido a una ley absurda