Este cerdo paralítico se emociona al ver limpia su cama

A Patricia, un cerdo rescatado le gusta sentir su cama limpia ya que los cerdos son criaturas higiénicas, ellos nunca hacen sus necesidades donde duermen ni donde comen, así que imaginen el sufrimiento que tienen que pasar en las granjas donde viven rodeados de sus propios excrementos.

Patricia recibe besos

Un cerdo paralítico no pudo contenerse cuando su cuidador limpia su lugar para dormir. Ella se llama Patricia y cuando ve las nueva virutas de madera en su granero se emociona muchísimo. Patricia vive en el Santuario Gaia , un santuario en España.

En sólo cuestión de segundos ella se tiró y empezó a patalear en medio de la viruta. El hombre le dio mucho amor, la acariciaba y ella no se quedaba quieta. A Patricia le gusta la sensación de cuando le cambian la cama ya que los cerdos son criaturas higiénicas.

Cerdo recibe muchos mimos

Santuario Gaia escribió en Facebook:

“Los cerdos son los animales más limpios que hay en el Santuario, nunca hacen sus necesidades donde duermen ni donde comen, así que imaginen el sufrimiento que tienen en las granjas donde viven rodeados de sus propios excrementos”.

Cerdo en silla de ruedas
Patricia es un cerdo paralítico que ahora es feliz en un santuario

La foto de arriba muestra a Patricia cuando llegó por primera vez al santuario. Con la ayuda de su silla de ruedas ella puede caminar e incluso correr con los otros animales.

Cerdo paralítico se emociona al ver su nueva cama

Ella nacio en una granja industrial, fue rescatada de ese lugar cuando la iban a matar siendo apenas una bebé porque su madre la aplastó accidentalmente produciéndole una lesión medular.

Cerdo paralítico

Al haber estado su madre encerrada en las llamadas “jaulas de gestación”, donde los cerdos no pueden darse la vuelta, es muy normal que muchos de los bebés mueran aplastados ante la impotencia de las madres que no pueden hacer nada por evitarlo.

Patricia y su amigo
Patricia y su amigo

Afortunadamente el Santuario Gaia intervino para darle un hogar a la pequeña Patricia y le dieron una silla de ruedas especial para ayudarla a moverse.

Cerdo en el santuario

Patricia vive feliz y corretea por donde quiere gracias a su silla de ruedas. Lastimosamente Patricia está en la necesidad de una nueva silla de ruedas ya que el arnés en su anterior se rompió.

“Ahora se le ha vuelto a romper el arnés que la sujeta a la silla y tenemos que pedir otro. Muy pronto habrá que encargar una silla mucho más grande porque se está convirtiendo en toda una mujercita”.

Mas información: Facebook

Visita también: 

Hombre gasta 95.000 dolares en el camión que le gustó a su perro adoptado

Rescataron un caballo al que le dispararon 130 veces con una pistola de paintball  

INFÓRMATE: Diarrea en perros, causas y tratamiento